Gafas de sol que más te favorecen según tu cara.

gafas

No a todas las caras les queda igual las gafas de sol. Para que sepas que tipo de gafas son las más adecuadas y las que mejor se adaptan a tu rostro, vamos a continuación a explicar las gafas de sol que mejor se adaptan a tu cara.

Si la forma de tu cara es cuadrada, lo mejor que puedes hacer es optar por modelos de montura fina, de cristales redondeados y colores claros así suavizar la dureza de tus rasgos. Olvídate de varillas que se unan a la montura en una posición bajas y colores que resalten tu barbilla.

Rostro triangular, sin duda las gafas de sol de tipo aviador son las ideales para ti, las monturas finas con forma ovalada darán mayor armonía a tu cara, olvídate de varillas que se sitúen en la parte inferior y que resalten la anchura de la mandíbula, tampoco son recomendables las monturas estrechas que no resulten proporcionadas.

Rostro redondeado, monturas gruesas y coloridas serán tus mayores apuestas, ya que hacen que tu cara se alargue, olvídate de las gafas pequeñas que no guarden proporción y de las monturas cortas.

Rostro triangular, si buscas unas gafas de sol que te favorezcan las tuyas son las de montura alta lo que ayudará a tu rostro por su efecto de verticalidad, una montura ovalada con los bordes redondeados son tu mejor baza. Huye de los diseños que enfaticen la longitud y las monturas pequeñas.

Rostro ovalado, como ya sabemos el rostro ovalado es el que se considera perfecto según los cánones de belleza, por lo que puedes utilizar cualquier tipo de gafas de sol ya que todas te sentarán perfectamente, pero eso si que no sean demasiado grandes.

Forma de corazón, deberás de buscar monturas que minimicen la altura del mentón y que enfaticen la parte superior del rostro, lo conseguirás con monturas más anchas en la parte inferior, colores y materiales suaves, formas redondeadas y estrechas para así suavizar la frente, lentes con monturas al aire y siempre las varillas situadas lo más bajo posible. Si tienes este tipo de rostro evitar en la medida que se pueda.